Archivo de la etiqueta: vacaciones

Cruceando por las Bahamas

Y así empieza una nueva aventura, después de 7 meses en Chile (casi los mismos que estuve viajando el año pasado), en los que me dediqué a compartir con mi familia y mis amigos, llegó el momento de partir. La gran aventura de este año va a ser Australia, pero antes me tomé unas vacaciones con una de mis mejores amigas de la vida y es con lo que voy a partir. Las despedidas para este viaje fueron distintas a las que tuve el año pasado, como que todo se vino encima y no organicé nada formal y de hecho, la despedida con mi familia no fue en el aeropuerto, sino que fue el día anterior en la casa de mis papás, donde estábamos celebrando el bautizo de mi sobrino, ya que yo tenía que estar de madrugada en el aeropuerto, esa noche terminé casi pasando de largo, porque obvio que no tenía todo listo!! Después del bautizo partí con la titi (mi hermana) directo al supermercado a comprar las últimas cosas que me faltaban y a la mañana siguiente me pasó a buscar otra de mis mejores amigas. Dada la hora en que estábamos en el aeropuerto la foto de despedida que nos sacamos fue censurada, parecíamos más zombies que personas, así que acá les dejo una fotito del bautizo mejor.

Bautizo!
Bautizo!

La idea de este viaje salió gracias a que buscando pasajes baratos para viajar a Australia se me ocurrió revisar mi estado de cuenta en dos alianzas de aerolíneas y en ninguna me alcanzaba un pasaje directo, pero si por tramos, así que gracias a Cencosud y a Hites pude llegar a Melbourne usando solo kilómetros, haciendo una pequeña escala en Miami.

Nuestro viaje partió con un pequeño atraso de dos horas donde nos tuvieron sentadas en el avión! Yo estaba tan muerta que me quedé dormida! Estaba realmente agotada, había sido una semana muy linda y llena de despedidas y juntas varias, pero ya quería llegar a Miami y dormir por 8 horas seguidas. Cuando llegamos a Bogotá estábamos un poco estresadas, porque se suponía que nuestro vuelo de conexión partía mientras estábamos aterrizando, pero cuando llegamos corriendo a la puerta vimos que teníamos otro par de horas de atraso. Cuando por fin abordamos el avión y revisan mi tarjeta de embarque piteo de manera rara, yo ya veía que me decían algo por el estilo “Lo siento, el vuelo está lleno”, pero no!! Me regalaron un upgrade así que el trayecto Bogotá-Miami me lo dormí enterito en primera clase 😀

Llegamos muertas a Miami, así que apagamos tele y a dormir hasta el día siguiente que iniciaba nuestro crucero por las Bahamas y Key West. Yo igual estaba emocionada porque era mi primer crucero! Según la Caro y otros que conocimos en el barco, este era un poco más viejo y no tan grande, pero yo lo encontré realmente gigante y cuático, ni me imagino cómo serán los otros.

El crucero!
El crucero!

El primer día fue más que nada explorar el barco y disfrutar de la piscina. Después de viajar toda la noche (no sentí que se moviera nada!) llegamos temprano a Nassau, la capital y ciudad más grande de las Bahamas, ubicada en la isla de New Providence. Lo primero que hicimos fue recorrer el pueblo, y lo encontré un poco abandonado, como que había muchas tiendas vacías, daba la impresión que antes tuvo más vida. Fuimos a la parte “centro”, donde estaba la plaza, los edificios administrativos y todo estaba como en tonos pasteles. De ahí caminamos al fuerte Fincastle, construido el año 1793,  el cual al estar ubicado arriba de un minicerro, tiene una vista muy buena de la ciudad. Después del mini auto walking tour, colapsamos con el calor y partimos a la playa. Para eso nos fuimos a Paradise Island (la misma donde está el típico resort de Atlantis) y tengo que decir que la playa era exquisita!

Paseo turistico por Nassau, mi cara en la primera foto es por una escalera gigante que hay atrás y que tuvimos que subir.
Paseo turistico por Nassau, mi cara en la primera foto es por una escalera gigante que hay atrás y que tuvimos que subir.

Esa noche en el crucero era la noche formal, me sentí como en una película, había de todo, gente vestida normal, pero había otros muy producidos. Fue entretenido producirse un poco. El día siguiente lo pasamos casi todo el día echadas en la playa del crucero, disfrutando del sol. Debo decir que me gustó más la playa de Nassau que esta mini isla. Así que cuando colapsamos del sol, regresamos al barco y jugamos Bingo, no sé porqué pero me encanta jugar bingo, obvio que no gané nada de nada, pero igual estuvo entretenido, aparte que no era la típica línea y cartón lleno, como que hacían combinaciones raras.

Fotos del día anterior, en la playa de PAradise Island.
Fotos del día anterior, en la playa de PAradise Island.

El último día de crucero fue Key West y me gustó!! Tiene toda la pinta como de pueblo chico y a pesar del calor era muy caminable. Estaba lleno de restaurants, galerías de arte, tiendas y estaba casi todo pintado en colores más pasteles. Fuimos a la casa de Ernest Hemingway y al Southernmost point, que más que nada es una boya que se supone que marca uno de los extremos de Estados Unidos, pero después descubrí que no es así. Para terminar nuestro día en Key West obvio nos tomamos unos mojitos. Esa fue nuestra última noche en el crucero y fue cuático como se movía!! Cuando caminaba era como andar curada, no me gustó mucho la sensación, debe ser terrible estar en un tormenta arriba de un barco.

Key West, donde encontre un Margaritaville :)
Key West, donde encontre un Margaritaville 🙂

Uy me alargué un poco. En resumen, me gustó la experiencia del crucero, a veces me colapsó un poco lo gringo que era todo, pero lo tome de manera positiva y me reía. En el próximo post les voy a contar de mi semana en Miami!!

Con la Caro! :D
Con la Caro! 😀
Anuncios

Mini “vacaciones”

Después de mi último día de trabajo me fui con la Anita a ver a la Hui, una amiga del colegio que está viviendo en Miami desde Septiembre.
No fueron las tipicas vacaciones que todos se imaginan cuando dices que vas a Miami, pues si bien queríamos conocer la ciudad, la razón principal de viaje era ir a compartir con ella y su familia.

miami amigasFue una experiencia distinta y muy buena: pude reencontrarme con dos amigas del colegio que por distintas razones, como proyectos de vida, trabajo y kilómetros me distancie de ellas, así que me encantó volver a estar con ellas!!

 

También pude conocer a sus tres hijos, que son increibles! Me impresionó lo obedientes que son! Debo confesar que al comienzo me daba susto no poder aguantar el estar 10 días en una dinámica familiar con niños chicos, algo que no vivía hace años (mi “hermanito” ya tiene 15 años!!).
En los 10 dias que estuvimos allá, la Hui nos tenía muchos paseos organizados: shopping, salidas a comer, a conocer distintos lugares, compartir con sus amigos “miameros”,  y en los ratos libres bajabamos a la playa =)

En conclusión fueron las vacaciones que necesitaba antes del viaje que voy a comenzar. Gracias Hui y Anita por todo!!!!

miami kids